Fundación del poblado Janita.

En la frontera con el Líbano, en una zona alta, rocosa y alejada de toda otra población judía, se fundó Janita, uno de los poblados del plan “Torre y Empalizada”.

Cuatrocientas personas fundaron el nuevo poblado.

El Keren Kayemet asistió a Janita -como a todos los poblados de Torre y Empalizada, primero con la compra de los terrenos, y luego con su acondicionamiento.

Con el tiempo, Janita se convirtió en kibutz.

La fundación de Janita fue considerada como uno de los puntos culminantes de este tipo de colonización rápida.